jueves, 5 de mayo de 2011

LOS PELIGROS DE UNA PSICOLOGÍA SIN ALMA



Hace un par de días releía el libro "Por tu propio bien", de Alice Miller. La autora es una psicoanalista polaca, que ha trabajado en Suiza y que ha hecho un profundo análisis de como la educación, en la infancia, influye en el comportamiento en la vida adulta.

El libro no tiene desperdicio para entender el origen de las psicopatías y otras graves alteraciones psíquicas, generadas como consecuencia del "aniquilamiento del alma infantil".

Del mismo quería destacar un párrafo en el que hace una reflexión sobre las consecuencias de una Psicología desconectada de nuestra humanidad:

"Del mismo modo que durante el Tercer Reich la técnica pudo ayudar a perpetrar asesinatos masivos en muy poco tiempo, así también el conocimiento más exacto del comportamiento humano, basado en la cibernética y los datos de las computadoras, puede contribuir al asesinato espiritual del ser humano en forma mucho más rápida, extensa y efectiva que la antigua psicología intuitiva"

Me parece una reflexión muy acertada para nuestro tiempo, en el que la Psicología que se enseña en las universidades, en muchos casos, ha perdido el "alma", para ser científica, estadística, o "universitaria". Los modelos cognitivo-conductuales, desconectados de las personas concretas, pueden hacer perder el norte a muchos profesionales, muchas veces con la mejor de las intenciones por su parte, pues no son conscientes de los peligros de quedarse con planteamientos reduccionistas, parciales o impersonales. Con esto no niego la utilidad de los tratamientos cognitivo-conductuales, que son fundamentales y básicos en psicoterapia, sino que critico el sesgo en el que se puede caer al tomar el modelo por el todo explicativo del ser humano y de la salida a sus conflictos. Sin el ser humano es una especie de máquina, cuyos mecanismos se pueden comprender y programar y no hay más, ¿qué dejamos para la libertad, el alma, el amor, el espíritu?

Sé que mis reflexiones pueden no ser bien venidas para los seguidores de este modelo, a los que no pretendo atacar, sino invitar a reflexionar para ver más allá del mapa, el todo del hombre. El mapa es necesario, pero no es toda la realidad. Pensarlo es jugar a ser dioses y creernos los portadores de una verdad, que si no pensamos podemos asumir como el fanático pueden seguir sus creencias religiosas. Recuerdo que algún alumno me ha dicho alguna vez que "cree" en lo cognitivo-conductual. Mi respuesta ha sido que no se trata de creer, sino de pensar, reflexionar y sobre todo comprobar si el método ayuda o no, sin olvidarnos de las personas concretas y siguiendo investigando.

Así que no creamos en la ciencia, en un método o en un científico. Mejor vivamos, sintamos, comprobemos, experimentemos...

8 comentarios:

Juan dijo...

"Así que no creamos en la ciencia, en un método o en un científico. Mejor vivamos, sintamos, comprobemos, experimentemos..."

Siento verdadera admiración por tu "Pasión" Maribel, de donde nace el vivir, el sentir, y el experimentar.

Eres todo un ejemplo a seguir.

Juan Manuel

José Antonio Delgado dijo...

Hola Maribel:

Me alegro mucho de la entrada que has publicado hoy. Sobre esto estuvimos hablando en la última presentación de mi novela, en el Ateneo de Madrid. Y ha surgido en varias entrevistas que me han hecho en los medios de comunicación, con motivo de la presentación de La Hermandad de los Iniciados.
Muchas veces hemos hablado de ellos, y el mensaje principal de esta novela es, como sabes, ese. De igual modo que, el libro que se acaba de publicar y que has dirigido, también.
Fíjate, que Raúl Ortega, en su blog, acaba de publicar una entrevista concedida por M-L von Franz, la discípula más próxima de Jung, al poco de su fallecimiento. Dejo aquí un fragmento que he seleccionado de esa entrevista, y que creo que va como anillo al dedo:

"P.E.: Tal vez pueda repetir su idea sobre el peligro en el mundo de hoy.

v.Fr.: No puedo repetir, pero lo diré de otra manera. Bueno, Jung vio que el peligro era inminente. Pero el peligro que se mira de frente no es tan malo como el peligro que se pasa por alto. Él siempre utilizaba una similitud: si usted no hace caso de una plaga de virus, se propagará como loca. Si la tenemos en cuenta, podemos hacer algo contra ella. Así que quería que la humanidad encarara el peligro. Y es por eso que pintó un panorama sombrío. Trató de conmocionar al público, porque todo el mundo habla sobre el peligro y luego toma una taza de té y no hace nada.

P.E.: ¿Cree que la psicología junguiana tiene una respuesta al peligro en el mundo de hoy?

v.Fr.: En mi opinión, sí. La única respuesta posible es un cambio de actitud. Un cambio radical de actitud no se produce sin un shock.

P.E.: ¿Qué tipo de cambio?

v.Fr.: Bueno, dejar de contaminar, dejar de exagerar la tecnología y el intelectualismo. Tomar los problemas morales más en serio. La ciencia es hoy en día completamente inmoral. Y la industria es totalmente inmoral. Cambiar nuestro sistema económico, cambiar nuestro punto de vista político, encontrar el camino de regreso a una actitud religiosa hacia la vida, a una vida más simple. Y así sucesivamente.

P.E.: ¿Qué quiere decir con una actitud religiosa?

v.Fr.: Saber que usted es un piojo en un universo desconocido y que tiene que respetar totalmente y venerar las fuerzas que le han creado y que le dirigen desde dentro.

P.E.: ¿También significaría eso un renacimiento de la iglesia?

v.Fr.: No necesariamente. La religiosidad es más amplia que una institución. Un hombre primitivo que venera a un árbol no es un miembro de una iglesia, pero es religioso.

P.E.: ¿Y el mundo moderno no es religioso?

v.Fr.: No, ellos piensan que se pueden meter todo en el bolsillo. Y si algo peligroso se acerca, todo lo que hacen es crear una comisión para estudiarlo y luego metérselo en el bolsillo. Ellos donan unos pocos millones de dólares para un proyecto de investigación que se ocupe del tema. Y nunca lo hace."

!No me digas que no es una "coincidencia significativa" con el mensaje de nuestros libros!

Recomiendo la lectura de la entrevista completa, en :

http://www.odiseajung.com/blog-jung-odisea/2011/05/marie-louise-von-franz-tres-entrevistas/

Un abrazo

José A.

λóγος dijo...

Coincido con lo que tú comentas en el artículo.

A mi modo de ver la psicología actual se guía por la inteligencia (capacidad para resolver problemas) pero poco por la razón (capacidad para comprender la realidad). Sólo con la inteligencia es fácil terminar como lo que les sucedió a los nazis.

Saludos

Anónimo dijo...

Maribel leo tus entradas pero no tengo mucho tiempo de comentar como antes. Esta entrada me parece excelente y estoy completamente de acuerdo. El problema es que ahora solo vende lo "científico". Yo creo que la psicología perdió su "alma" cuando se separó de la filosofía práctica y pretendió ser científica a través de los test y la estadística descriptiva, etc. Por otro lado muchas psicoterapias que se centran en lo subjetivo tienden a ser reduccionistas. Me parece fundamental abrirse a todo pero sin mezclarlo como si fuera una coctelera. Y recuperar el alma en nuestra práctica como bien dices por el bien del cliente o paciente.

Un abrazo,
Jesús.

Maribel Rodríguez dijo...

Juan, gracias por tu comentario.

José Antonio, me ha parecido muy interesante la aportación de von Franz y me ha sorprendido su coincidencia con Viktor Frankl en defender la importancia del cambio de actitud.

Logos, me parece importante lo que dices de la inteligencia, pero lo matizaría añadiendo que la cuestión no es la inteligencia, sino confundir inteligencia con un tipo concreto de inteligencia. Por suerte ya hay autores como Gardner que hablan de "inteligencias múltiples". Comparto la importancia de tener en cuenta la razón, pero sin olvidarnos del corazón.

Jesús, gracias por leerme. Me alegro de que estemos de acuerdo. Fundamental lo de la separación de la filosofía, dejando atrás sus raíces. Y respecto a los reduccionismos, me parece que tan reduccionistas son los que se quedan solo con lo subjetivo, como los que se quedan solo con lo objetivo. Y sí, hay que recuperar el alma en nuestra práctica, además de dejar que actúe el corazón.

Saludos y abrazos

Maribel

Pere dijo...

Sí, substituimos 'Fiat Lux' por 'Big Bang' y nos creemos más científicos. En realidad vivimos en una época muy técnica pero poco científica.
El cambio de actitud al que aludes, creo que empieza por darse cuenta de que no estamos en la cima de nada sino en medio de un proceso colosal del que somos tan una brizna. Aunque eso sí, una brizna que se puede dar cuenta de donde está y de lo que hace.
Un abrazo y enhorabuena por tu blog, recén descubierto
Pere

Miguel dijo...

Bravo. Introducir el alma y el humanismo en una psicología cada vez más mediatizada por lo económico/científico, es como querer poner poesía y amabilidad en la bolsa. Dificil pero necesario.
Enhorabuena por las entradas, los congresos y demás que estás desarrollando
Abrazos

Maribel Rodríguez dijo...

Bien dicho Miguel. Me ha gustado lo de la bolsa.

Y muchas gracias por las enhorabuenas.

Abrazos

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails