jueves, 27 de noviembre de 2014

¿TIENE SENTIDO EL DUELO ANTICIPADO? UNA VISIÓN DESDE LA LOGOTERAPIA DE VIKTOR E. FRANKL

El vivir un duelo anticipado supone experimentar gran sufrimiento y dolor, y puede poner a prueba nuestros recursos internos para seguir con la vida cotidiana. Esta situación nos confronta con la muerte de nuestros seres queridos, a la vez que nos pone delante las grandes preguntas sobre el sentido de la vida, el sentido de la muerte o el sentido del sufrimiento. La búsqueda de sentido, ante estas situaciones de sufrimiento o de confrontación con la muerte, se ha mostrado como un factor muy importante en la adaptación y superación de las mismas, pues posibilita una comprensión más profunda y una fuente de recursos internos, que se han de hacer conscientes para seguir adelante e incluso posibilitar una transformación psicoespiritual. Una transformación que nos posibilita encontrarnos con nuevas dimensiones de nosotros mismos que antes desconocíamos o que nos fortalece ante nuevas situaciones de dificultad.

Para Viktor Frankl (1990), la transitoriedad de la vida puede ser un estímulo para emprender una acción responsable, pues al darnos cuenta de que nuestro tiempo se acaba, vemos que es importante aprovecharlo y no posponer lo importante indefinidamente. Ante dicha transitoriedad de la vida tenemos la oportunidad de desarrollar nuestra creatividad, de encontrarnos con vivencias profundas de encuentro interpersonal y de desarrollar valores de actitud. En relación con todo ello, Frankl (1988) sostiene que lo importante no es lo que la vida me puede dar, sino lo que puedo dar yo a la vida. Idea que es perfectamente aplicable en esta situación, para cambiar desde la estrecha perspectiva del dolor a la apertura de consciencia que implica darnos cuenta de que hay algo que podemos hacer.


En un duelo anticipado, en el que nos damos cuenta de que el tiempo con un ser querido se está acabando, el pararnos a pensar en lo que podemos aportar más allá del dolor que experimentamos, nos puede ayudar a darnos cuenta de lo importante que es concentrarnos conscientemente en lo esencial, en las cuestiones profundas de la vida, aprovechando el momento presente con intensidad y dando un espacio para la comunicación más auténtica con la persona que va a morir, posibilitando la expresión de los sentimientos más profundos, la despedida, el perdón, la gratitud, la resolución de asuntos pendientes, etc. A su vez, si todo ello se conecta con la necesidad de encontrar una fuente última de sentido de la vida, que también incluya a nuestra finitud y a nuestra trascendencia, supone la posibilidad de una vivencia espiritual profunda tanto para quienes viven el duelo anticipado, como para la persona que va a morir.

Resumen de la ponencia que daré mañana (28 de noviembre de 2014), en Valencia, en el congreso "Duelo anticipado y sentido", que organiza la Asociación Viktor E. Frankl. Tenéis más información en este link:
http://www.asociacionviktorfrankl.org/setescapa/resources/DueloAnticipadoySentido_Tri.pdf

1 comentario:

Anónimo dijo...

Maribel estupendo el articulo , me ha encantado yo pienso asi y me ha dado alegria, porque a veces me dicen que soy rara porque pienso asi. creo que no podemos compadecernos tanto cada momento llega y es entonces cuando tienes que hacer lo que tu cuerpo te diga,. eso no quiere decir que yo sea de hierro pero lo digo con conocimiento.
por circunstacias en casa hemos pasado mucho pero siempre he dicho, no sufrir antes de tiempo ya llegara ese momento ..
Y prepararnos para lo que tenga que pasar. perdoname porque me he extendido pero esto no se suele hablar con todo el mundo no se sise puede hacer para que no se vea no me gusta escribir mucho por eso. Gracias Maribel

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails