sábado, 23 de enero de 2010

LITERATURA ACTUAL. ¿SE ESTÁ MURIENDO EL ALMA DE LAS LETRAS?


Últimamente me pregunto qué es lo que está pasando con la literatura actual. Se publican libros sin parar, algunos se convierten en éxitos de ventas; de otros, se hacen películas, la gente habla de ellos sin parar y se los leen febrilmente, o incluso generan importantes polémicas, como ha sido el caso del Código Da Vinci.

Parece que aunque no se lea mucho, la gente lee, pues las librerías siguen abiertas, de lo cual se puede deducir que la gente compra libros. Y supongo que los compran para algo más que para decorar las estanterías del salón. Quién sabe…

Lo que me pregunto es, ¿qué busca la gente en los libros que compra? ¿para qué leen? ¿aprenden algo con la lectura? Es difícil saberlo de manera directa, pero en vista de cuáles son los éxitos de ventas, podemos darnos cuenta de que triunfan las novelas de distracción, aquéllas que enganchan con intrigas, que se supone que nos darán respuestas a enigmas insospechados, que resultan ser fácilmente predecibles o nada interesantes.

He leído algunos de estos éxitos de superventas actuales, porque me los han regalado o por una cierta curiosidad, y salvo excepciones (como Eduardo Mendoza), lo que ha caído en mis manos, no me aportaba nada relevante. Es como si la literatura estuviera perdiendo su alma. Un alma que se mantiene viva en ciertos libros como los de Stendhal, Tolstoi, Cervantes y otros muchos de los clásicos. Pero es un alma un tanto maltrecha, superficial y vacía, en muchos de los textos que he encontrado hoy en día.

Una y otra vez, como aficionada a la literatura, trato de darle una oportunidad a libros que me recomiendan o regalan y una y otra vez, se me hace pesada la lectura, o como mucho se me genera una intriga que luego no llega a ningún lugar interesante, no aporta más que mera distracción. Muchas veces pienso que quizás mi tiempo se hubiera empleado mejor mirando por la ventana.

¿Qué está ocurriendo con la literatura actual? ¿Se está muriendo el alma de las letras? ¿Os se está muriendo el alma de los escritores y no saben ya qué decir? Parece que muchos de ellos, aplican mecánicamente una serie de trucos formales, con tal de acaparar la atención del lector, para finalmente, no decir nada, no aportar nada interesante. Es como si se tratara un anuncio publicitario de 200 o 300 páginas. Uno se lo puede leer esperando encontrar algo útil o interesante, pero una vez finalizada la obra, nada… Solamente uno se pregunta en donde está el alma del autor, porque en sus letras, no se ven más que fuegos de artificio.

No sé, quizás por fruto del azar, no he encontrado nada interesante… ¿Se le ocurre a alguien alguna sugerencia de alguna novela actual que realmente aporte algo con alma?

Ahora me estoy leyendo a Murakami. Parece entretenido y engancha más o menos... Veremos si consigue hacerme cambiar de opinión... Si no, creo que no voy a leer nada más que no haya sido escrito antes del 1800...



lunes, 4 de enero de 2010

AVATAR: SIMBOLISMO RELIGIOSO/ESPIRITUAL


La película Avatar me ha dado que pensar y me han llevado a reflexionar sobre los elementos que esta tiene, en relación con diversos simbolismos y experiencias religiosas, o espirituales.

Sabemos que en todas las tradiciones religiosas y visiones mitológicas, está implícita una búsqueda de la verdad y del sentido de uno mismo. En todas ellas se pueden encontrar algunos principios comunes, como la búsqueda de un sentido de la vida, de búsqueda una entidad trascendente, de una unión con una realidad suprapersonal, etc. También, en todas ellas hay historias legendarias, en las que personas extraordinarias han traído más conciencia y riqueza espiritual, a la humanidad. Algo de esto, podemos encontrar en la película Avatar.

Yendo a la historia de la película, vemos que el protagonista (Jake Sully), parece estar un tanto desorientado y perdido, después de haber venido de una guerra en la que se ha quedado parapléjico, además, que para agravarse el asunto, ha perdido a su hermano gemelo. Se podría decir, que el hombre está atravesando una crisis.

Jake Sully llega a una nueva misión, sin poner inicialmente mucho interés, salvo que como pago de la misma está la opción de ser operado para recuperar la movilidad de sus piernas. Después de ir descubriendo una serie de elementos inesperados en Pandora, que es una especie de paraíso, parece irse humanizando, sobre todo cuando es consciente de la misión que la vida le encomienda. Podríamos decir, que a través de sus experiencias, que rompen sus esquemas previos, encuentra el verdadero sentido de su vida, que no es solo para sí mismo, sino que es un sentido trascendente, pues va más allá de sí mismo (ayudando a los demás). Su misión o sentido consiste en salvar ese paraíso que es Pandora, porque descubre en ella algo que es verdadero.

Algo similar sucede, cuando una persona vive ciertas experiencias espirituales. Empieza poco a poco a darse cuenta de que en la realidad hay más elementos de juicio, que los que ya tenía y abre su consciencia, a nuevas posibilidades, antes nunca soñadas. Esas experiencias espirituales, pueden conmovernos profundamente, pues resuenan con lo más profundo de nosotros mismos, transformándonos y dejándonos tocados para siempre.

El héroe de la película descubre, sin proponérselo, un nuevo sentido para su vida, y eso le lleva a dejar al “hombre viejo” para encontrar al “hombre nuevo”. Algo presente en los procesos de conversión de tipo religioso y/o espiritual. En la película se expresa con suma claridad cuando el protagonista ya ha de transformarse, para siempre, en el indígena cuyo cuerpo antes sólo utilizaba en algunos momentos. Algo así sucede en el desarrollo espiritual. Uno va asumiendo una nueva realidad, una nueva identidad, poco a poco. Al principio vive a ratos en un mundo y a ratos en otro. El mundo cotidiano sigue igual, y a la vez, algo se ha transformado internamente en él.

Con respecto a lo trascendente, el darse cuenta de que la realidad puede estar interconectada, a un nivel que antes no sospechaba, siendo cada elemento un delicado hilo de una compleja trama, le hace tomar conciencia de que hay un orden implícito, en la realidad, en el que es precisa su participación. Esa idea de una compleja trama interconectada se ha postulado en la Psicología profunda, con el concepto de Inconsciente colectivo (algo que Jung relaciona con las experiencias espirituales y religiosas) y en el Cristianismo, con el término Comunión de los Santos. La Comunión de los Santos, consiste en que todos los cristianos estarían interconectados a un nivel espiritual, de tal manera que lo que uno hace, repercute en toda la comunidad de seres humanos. Si se hace algo malo, se añaden elementos negativos a la totalidad y si se hace algo bueno, se añaden elementos positivos a la totalidad.

Caben apuntar otros paralelismos, con tradiciones religiosas. Por ejemplo, en el hinduismo, la historia de Krishna es la de un guerrero que lucha por la comunidad y la salva. Estando implícita, en esta historia, al igual que en la película, la lucha entre el bien y el mal.

Se podrían encontrar paralelismos, tal vez más forzados, con el cristianismo, con la figura de Cristo, en la que Dios se vuelve hombre, se encarna, para salvar a todos los seres humanos. En la película, el protagonista, va adquiriendo capacidades sobrehumanas, y va encarnando una nueva realidad sobrenatural. Es como si en él, se fuera expresando cada vez más esa Diosa, a la que los indígenas adoran. O es, dicho en otras palabras, como si se fuera santificando, purificando, desarrollando, evolucionando…

Otro aspecto relacionado con lo religioso, es el ritual colectivo que se da cerca del final, en el que las fuerzas de todos, se unen con un objetivo común. Algo así, es lo que se supone que se da en las ceremonias religiosas, en las que una oración o ritual en común llevaría a la unión, con la unión de la fuerza de todos, con Dios. Se trasciende uno a sí mismo, uniéndose a todos, para llegar más allá.

Por último, por no extenderme más, pues esto da para mucho. Lo que ocurre al final, cuando recibe la ayuda de la divinidad, de forma directa, se da lo que podríamos llamar una especie de milagro.

En fin, que la película da para mucho. Creo que encaja con muchas leyendas y relatos mitológicos antiguos, por mostrar el camino esencial del ser humano, hasta encontrarse realmente a sí mismo, y su papel fundamental en la vida más allá de sí mismo, es decir, con y para otros.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails